Dra.

Cous cous de espelta con verduras, garbanzos y pasas acompañado de salsa de verduras

Comparte:

Cous cous de espelta con verduras, garbanzos y pasas acompañado de salsa de verduras
por La Aduana Vegetariana

  Personas: 2
– Inspiración: restaurante árabe
– Categoría: Cocina vegetariana
– Sección: recetario salado
– Para quién: vegetarianos y veganos

Ingredientes
media cebolla
250gr de cous cous
(yo he usado integral de espelta)
2 zanahorias
1 taza de brócoli
media berenjena
medio calabacín verde
medio calabacín blanco
2 cucharadas de pasas sin hueso
aceite de oliva
1 o 2 puñados de garbanzos (cocidos ya)
(podéis poner los que queráis pero yo le he puesto bastantes porque me encantan)
1 rama de canela
especias: canela en polvo, cilantro, curry, comino, pimentón y pimienta
sal

-Y una manzanita para picar mientras hacéis la comida-

Preparación
1º Ponemos las pasas en remojo por media hora al menos (no me gustan las pasas, pero en este plato merece la pena ponerlas, así que si a alguno de vosotros os pasa como a mí, que las repeléis, dadles una oportunidad en este plato)
2º Lavamos y cortamos las verduras -menos la cebolla- en tiras grandecitas (no tirar la cáscara de las zanahorias, servirá para luego hacer el caldo o salsa que acompañará el cous cous).
3º Colocamos las verduras en el varoma, vaporera o lo que tengáis para hacerlas al vapor y las dejamos haciéndose. Hay que calcular unos 20 minutos más o menos
4º Ponemos el cous cous en un bol y vamos añadiéndole agua, pero ojo sólo la que el cous cous permita (la tiene que absorber) y lo vamos separando con los dedos. Añadimos una cucharadita de aceite de oliva e intentamos con los dedos que todo el cous cous se impregne bien.
5º Ponemos el cous cous en la parte de arriba del varoma (las verduras en el compartimento inferior y el cous cous en el compartimento superior), en otro escalón de la vaporera o en otra olla aparte de las verduras y lo cocemos al vapor. Si lo ponéis junto con las verduras, se cocerán juntos durante unos… 15-17 minutos.
6º Mientras, cortamos la cebolla muy fina y la podéis picar o dejarla en tiritas, como más os guste. La sofreímos con una cucharada de aceite de oliva y una rama de canela. A fuego medio hasta que esté blandita.
 7º Yo he usado garbanzos que cocí y congelé. Podéis usar de bote o poneos a cocer garbanzos… Cuando estén listos añadidlos a la cacerola con la cebolla y agregamos un poquito de canela molida y un poquito de sal.
8º Agregamos también a la olla las pasas con el agua del remojo y un poquito de aceite de oliva, removemos y tapamos. Dejamos cocer a fuego medio hasta que el agua se evapore.
9º Pasado el tiempo, sacamos el cous cous y lo ponemos en un plato bastante hondo (hay quien enjuaga el cous cous y le vuelve a poner aceite de oliva, pero yo no lo he hecho así). Lo rodeamos con las verduras y lo coronamos con la cebolla, las pasas y los garbanzos.
10º Lo servimos con un cuenquito al lado de salsa de verduras, para añadírsela al cous cous en la cantidad que queráis.

Podemos añadirle sal, pimienta o alguna especia al gusto una vez servido.
Os prometo que os va a encantar

* Para la salsa de verduras:
Esta técnica me la enseñaron en un curso de cocina ecovegetariana. Es muy fácil y además muy útil, porque aprovecha todo lo que desechamos de las verduras.
Para hacerlo necesitáis agua (depende de la cantidad que vayáis a hacer, lo podéis medir a ojo), y todos los desperdicios, cáscaras, hojas de las verduras que normalmente quitéis y tiréis a la basura.  QUE SEAN ECOLÓGICAS
Vale todo menos el tomate y el pimiento porque resultan tóxicos en este proceso (al menos eso nos contó la profesora… de hecho creo que tanto la cáscara del tomate como el rabito y pepitas del pimiento las quita de todos sus platos). Cáscara de la cebolla, culo y raíces, cáscaras de patata, zanahoria, puerro, hoja más fea de la lechuga… Todo.
Lo ponemos con el agua en una olla y lo calentamos por una hora y media más o menos. Yo lo caliento a fuego lento.

Para la salsa del cous cous, añadimos especias al caldo, como por ejemplo curry, comino, pimentón, azafrán… Le dará más sabor aún y muy acorde con el plato de cous cous.
También le podemos agregar un poco de aceite de oliva.
Cuando esté el caldo listo, lo colamos y lo podemos usar en el momento o congelar, como cualquier caldo de verduras, sólo que esté será más sano que los de caja obviamente y que las pastillas. Además estaremos usando aquella parte de las verduras que solemos desechar y donde a veces encontramos grandes propiedades nutricionales.
Este caldo lo podéis utilizar para cualquier receta que lo requiera.

Mi blog: www.misrecetasanticancer.com

¿Quieres saber más?

¡SUSCRÍBETE PARA RECIBIR LOS ÚLTIMOS CONSEJOS Y TRUCOS DE ESTILO DE VIDA!
¡No hacemos spam! Lee nuestra política de privacidad para obtener más información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Scroll al inicio